Manny Machado. (Gene J. Puskar/AP)

SARASOTA, Florida - Manny Machado parece quedarse sin tiempo en su intento por jugar con los Orioles de Baltimore al inicio de la temporada de Grandes Ligas.

El estelar antesalista, que fue operado en octubre por una rotura de ligamentos de la rodilla izquierda, esperaba volver al terreno el 31 de marzo para enfrentar a los Medias Rojas de Boston en el primer encuentro de la temporada. Sin embargo, Machado no ha corrido en los cinco últimos días.

"Se trata de tejido cicatrizado que le duele un poco, y decidimos no forzarlo, que es lo que siempre dijimos", comentó el sábado el manager de los Orioles, Buck Showalter.

Machado, de 21 años, tenía previsto ser evaluado el martes, pero esa cita fue pospuesta.

"No tiene sentido hacer eso hasta que realmente pueda demostrar lo que puede hacer corriendo", comentó Showalter. "Así que hay que superar eso primero, que vuelva a correr".

Machado jugó en todos los partidos de la temporada de 2013 antes de la lesión, que ocurrió el 23 de septiembre cuando pisó mal la almohadilla de primera base en un partido en Tampa Bay. Terminó la campaña con promedio de .283, con 14 jonrones, 71 remolcadas y 51 dobles.

El tiempo de recuperación de este tipo de cirugía usualmente es de unos seis meses, así que los Orioles sabían que había una posibilidad que Machado se perdiera el comienzo de la temporada. Ahora, parece que es una realidad, aunque Showalter no está listo para tirar la toalla.

"Todavía no. No voy a tirar la toalla. Sé que Manny tampoco", indicó. "En cuatro días podemos darle a Manny más turnos (en los campamentos de ligas menores) que los que los muchachos van a tener aquí en la pretemporada".

Showalter quiere que Machado esté totalmente sano cuando vuelva a jugar, ya sea en la primera fecha de la temporada o a fines de abril.

"No vamos a apurarlo para que después empeore", señaló. "Queremos resolver esto".