"Creo que estará más saludable que en varios años; ciertamente, mejor que en cualquier momento que lleva con nosotros", dijo Mike Scioscia acerca de Albert Pujols.

LAKE BUENA VISTA, Florida -- En su esfuerzo por volver a la postemporada por primera vez desde el 2009, los Angelinos hicieron inversiones de máximo cartel tanto en el 2011 como el 2012, invirtiendo un total de 442.5 millones para otorgarles mega-contratos al dominicano Albert Pujols, C.J. Wilson y Josh Hamilton.

Los resultados no se han visto en el terreno. Luego de quedar cortos en el Oeste de la Americana con 89 triunfos en el 2012, los Angelinos tuvieron una temporada para el olvido este año con 74-88.

El mayor culpable fue el pitcheo, que terminó en el 24to lugar de los 30 equipos de Grandes Ligas en efectividad colectiva. Sin embargo, la falta de producción de Pujols y Hamilton -- el primero por los dolores en el pie izquierdo y el segundo por el difícil ajuste a un equipo nuevo -- se vio bien marcada.

En el caso de Pujols, el dominicano viene haciendo swings y realizando prácticas de bateo. Pretende volver con todo en el 2014.

"Se siente fuerte", dijo el manager del equipo de Los Angeles, Mike Scioscia al tocar el tema durante las Reuniones Invernales. "Creo que va a estar más saludable que en varios años; ciertamente, mejor que en cualquier momento que lleva con nosotros.

"Estaré sorprendido si no se encuentra más saludable que en un buen número de años. Y eso, obviamente, es una parte importante de lo que necesitamos".

Debido a los dolores en el pie, Pujols se vio limitado a 99 juegos en el 2013. En 391 turnos oficiales conectó 17 jonrones y empujó 64 carreras, pero registró por mucho el peor OPS (porcentaje de embasarse más slugging) de su carrera.

Sin embargo, el gerente general de los Angelinos, Jerry Dipoto, ha señalado el OPS de .935 del quisqueyano en la segunda mitad del 2012 como motivo para pensar que si está en salud, el oriundo de Santo Domingo puede rendir como se espera en Anaheim para justificar su pacto de 10 años y US$240 millones.

Cuando se habla de Hamilton, es todo un enigma. Firmó un contrato de cinco años y US$125 millones antes de la temporada del 2013 y tuvo el peor año de su carrera. Bateó .250 con porcentaje de embasarse de .307, slugging de .432 y OPS de .739. Terminó con 21 cuadrangulares, 32 dobles y 79 impulsadas, pero definitivamente no justificó su salario.

Algo que tiene previsto Scioscia es poner a Hamilton en el jardín izquierdo a tiempo completo, en vez de cambiarlo entre el izquierdo y el derecho.

"Creo que estará más cómodo así", comentó el capataz. "Sí creo--basándome en la forma en que terminó la segunda mitad de la campaña (OPS de .801 luego del Juego de Estrellas) e hizo los ajustes-que entiende un poco mejor cuál es su rol, cómo es nuestro equipo y qué puede traer él.

"Josh va a tener una gran temporada por nosotros el año que viene".

¿Y el pitcheo? Dipoto tomó cartas en el asunto al firmar a los relevistas Joe Smith y Clay Rapada, además de adquirir a Héctor Santiago y a Tyler Skaggs en el canje con los Diamondbacks y los Medias Blancas que envió al toletero Mark Trumbo a Arizona.

"Es un gran paso en la dirección indicada", dijo Scioscia acerca del cambio. "Siempre es difícil perder a una pieza como Trumbo, pero nuestras deficiencias (en el montículo) fueron evidentes del lado del pitcheo los últimos dos años.

"En eso estuvimos pobres el último par de años y pagamos un enorme precio. Espero que vayamos en la dirección indicada".

El consenso en Anaheim es que si el equipo quiere competir con los Atléticos y los Rangers en el Oeste de la Americana, hará falta adquirir aun más brazos.

"No creo que Jerry haya terminado en cuanto a encontrar profundidad en el pitcheo y agregarle piezas a la rotación", manifestó Scioscia. "Son muchas las cosas sobre la mesa que él está mirando.

"Si podemos adquirir a otro pitcher, sería importante; si no, de cualquier forma creo que estamos ya en mejor posición en cuanto a pitcheo que durante la mayor parte del año pasado".