Joe Nathan. (Tony Gutierrez/AP)

Los Tigres de Detroit, con una excelente rotación abridora y un poderoso lineup ofensivo, fueron eliminados en el Juego 6 de la Serie de Campeonato de la Liga Americana por los Medias Rojas.

Específicamente, ése fue el partido en que el dominicano José Veras permitió un jonrón con bases llenas de Shane Victorino. Una ventaja de una carrera de Detroit se convirtió en una derrota por tres anotaciones. El hecho de que el destino de los felinos estuviera en manos de un relevista no muy destacado dice mucho sobre el dilema del equipo.

Los Tigres buscan un cerrador. De hecho, el dominicano Joaquín Benoit-el taponero "sustituto" en el 2013, lanzó de manera admirable por Detroit durante la temporada regular. Pero fue él que permitió el cuadrangular con bases llenas de su compatriota David Ortiz que cambió el rumbo de la serie vs. Boston.

Los felinos no le hicieron una oferta calificada a Benoit, quien es agente libre ahora mismo. El equipo quisiera retener sus servicios, ya que el quisqueyano ha sido sólido como preparador y encargado del octavo inning. En caso de firmar a un cerrador estelar y a la vez renovar con Benoit, tendrían una situación ideal en el bullpen.

Ahora mismo hay varios cerradores disponibles en el mercado, pero es un grupo que se puede dividir en dos categorías:

1. Joe Nathan

2. Los demás

Sin hacer mucha bulla, Nathan ha tenido una de las mejores carreras en la historia como taponero. Por ejemplo, el panameño Mariano Rivera-reconocido como el mejor de todos los tiempos-convirtió con éxito el 89.08% de sus oportunidades de salvamento en temporada regular. Nathan ha convertido el 89.97% de las suyas. Y con 341 juegos salvados, es una muestra más que aceptable.

Bueno, Nathan se acerca a su cumpleaños número 39, pero el diestro ha sabido hacer los ajustes a la hora de ver disminuida la velocidad en su recta. En el 2013, tuvo menos en la bola rápida pero fue un lanzador más versátil. Su comando fue excelente, como siempre. De hecho, sus números superaron sus promedios para su carrera. Tuvo efectividad de 1.39 y WHIP (bases por bolas más hits por inning lanzado) de 0.90 mientras salvaba 43 juegos por los Rangers en 46 oportunidades.

Nathan costaría más que los otros taponeros en el mercado y eso podría preocupar a los Tigres. Su nómina del 2013 fue de casi US$150 millones y aumentará para el 2014.

Esto ha sido el motivo de los informes que indican que Detroit podría estar dispuesto a cambiar al ganador del Cy Young Max Scherzer y hasta al primera base Prince Fielder. Es difícil imaginar a un equipo cambiar a un pitcher que acaba de alcanzar el apogeo de su carrera. Y es difícil imaginar a otro equipo dispuesto a cargar con los US$168 millones que quedan en el contrato de Fielder-claro, los Tigres podrían asumir una gran parte de esa responsabilidad, pero eso anularía el motivo de cambiarlo.

Entonces, tal vez a los Tigres les convenga buscar una opción menos cara para el noveno episodio. Grant Balfour, un agente libre ahora mismo, se convirtió en cerrador de los Atléticos a mediados del 2012 y desde ese momento salvó 62 juegos en 67 oportunidades. El derecho cumplirá los 36 años en diciembre, pero fue el taponero de un campeón de su división en dos temporadas seguidas. Es decir que sabe lanzar y triunfar bajo presión.

Otro relevista en el mercado, Brian Wilson, se restableció con los Dodgers este año luego de una segunda cirugía Tommy John. Wilson fue el cerrador de los Gigantes cuando ganaron la Serie Mundial del 2010. Con los Dodgers en el 2013, permitió una sola carrera limpia en 22 presentaciones.

El dominicano Fernando Rodney, ex cerrador de los mismos Tigres, tuvo una de las mejores campañas en la historia para un relevista en el 2012 pero no se vio tan bien en el 2013. En el 2014 cumplirá los 37 años, pero sigue tirando duro.

Los Tigres creen que la respuesta a largo plazo para el puesto de cerrador es el venezolano Bruce Rondón, quien estuvo fuera de acción al final de este año debido a una lesión en el codo derecho. Rondón cumplirá los 23 años en diciembre y tiene un material brillante. De estar en salud y en 100 millas por hora con su recta, los Tigres podrán prepararlo como su cerrador del futuro.

Sin embargo, Detroit no es un equipo que esté pensando en una reconstrucción para el futuro. Los Tigres están construidos para ganar ahora, es decir, en el 2014. Hay varias opciones para el puesto de taponero. Pero la mejor opción sería Joe Nathan.