Nelson Cruz. (Ben Margot/AP)

ARLINGTON, Texas -- El toletero suspendido Nelson Cruz, de los Rangers, viajará el miércoles a su casa en la República Dominicana, donde entrenará antes de regresar a Texas más adelante este mes.

El estelar jardinero derecho pasará unos 12 días en su país, dijo Jon Daniels, gerente general de los Rangers. Cruz cuenta con un gimnasio en casa y el equipo posee un complejo de entrenamiento que el toletero visitará.

Fue suspendido los últimos 50 partidos de la temporada regular tras la investigación de las Grandes Ligas a una clínica de la Florida acusada de distribuir sustancias prohibidas para mejorar el desempeño. Es uno de 13 peloteros que enfrentaron medidas disciplinarias la semana pasada.

Daniels dijo el martes que no se ha tomado una decisión en torno a la posibilidad de que Cruz juegue en la postemporada si los Rangers, líderes de la División Oeste de la Liga Americana, llegan a los playoffs por cuarta campaña al hilo.

"Nuestro objetivo en estos momentos es sólo, como siempre, conservar abiertas todas nuestras opciones", dijo Daniels. "Así, queremos hacer lo que podamos para mantenerlo en tan buena forma como sea posible, y en tan buena forma para jugar béisbol como sea posible. Primero que nada tenemos que llegar allá (a la postemporada)".

Cruz, el Jugador Más Valioso de la serie por el campeonato de la Americana en 2011 y que al concluir esta campaña ya puede convertirse en agente libre, sigue encabezando a los Rangers con 27 cuadrangulares y 76 carreras producidas más de una semana después de que participó en su último partido.

Daniels dijo que muchos factores distintos entrarán en juego para determinar si Cruz sería una opción para los Rangers en caso de que lleguen a los playoffs.

"En qué forma se encuentre, cómo esté jugando el equipo, cómo esté engranando el club, cómo estén desempeñándose nuestros otros señores, ésas son las cosas que tendremos que considerar. Aún no llegamos allí", dijo el directivo.

Cruz no ha hablado en público desde que fue suspendido, pero indicó en un comunicado que una infección gastrointestinal que padeció desde noviembre de 2011 a enero de 2012 no fue diagnosticada adecuadamente. Dijo que perdió 18 kilos (40 libras) antes de recibir el tratamiento adecuado y, cuando sólo faltaban unas semanas para los entrenamientos de primavera de 2012, cometió "un error de juicio que lamento profundamente". No proporcionó más detalles ni dijo qué podría haber ingerido.

El bateador ha estado en contacto con el personal de acondicionamiento físico de los Rangers. Daniels dijo que determinarán los próximos pasos para el pelotero cuando regrese de su viaje a Dominicana.

"Estamos tranquilos al saber que, entre nuestras instalaciones y las de él, puede obtener el entrenamiento necesario allá abajo", señaló Daniels. "Es bastante bueno en cualquier cosa que le pedimos que haga".