Miguel Alfredo González. (Javier Galeano/AP)

Otro prospecto cubano de alto calibre podría estar a punto de convertirse en agente libre, para así labrar su camino hacia las Grandes Ligas.

Siete equipos - incluyendo los Cubs, Dodgers y Medias Rojas - han expresado serio interés en el diestro cubano Miguel Alfredo González y han presenciado sus sesiones de bullpen en México desde el pasado mes de abril, de acuerdo a una fuente ligada a la industria del béisbol.

González, de 26 años, voló fuera de Cuba a principios de año, aterrizando en El Salvador; para luego ejercitarse por espacio de un mes en Ciudad de México, antes de arribar a Tijuana, donde actualmente reside. Ha estado lanzando sesiones de bullpen completas en presencia de scouts dos veces durante cada semana por espacio de los últimos dos meses, esperando enfrentarse a bateadores esta semana.

Representantes de González, de 6 pies y 3 pulgadas de altura, presentaron ante el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos la documentación correspondiente para desligarlo de cualquier restricción, e igualmente comenzaron a tramitar su agencia libre ante Major LeagueBaseball un mes después. González presentó una copia de su tarjeta de residencia de México (el último paso antes de convertirse en agente libre) a la Oficina del Comisionado de las Grandes Ligas, pero no esperan obtener respuesta hasta luego de la conclusión del Draft 2013.

González está aún esperando la aprobación por parte del Gobierno de los Estados Unidos antes que pueda suscribir cualquier acuerdo con una organización de Grandes Ligas. El proceso de desbloqueo puede ser decidido inmediatamente, o podría tardar varios meses.

Una vez que el pelotero obtenga esta aprobación, se espera sea expuesto agresivamente ante el béisbol organizado norteamericano.

El lanzador diestro cuenta con una recta que ha sido medida con velocidades que oscilan alrededor de los 95 millas por hora, teniendo además en su repertorio el cambio de velocidad, el tenedor y la curva. Hizo una fuerte impresión en el escenario internacional en el Campeonato de Béisbol Universitario en Tokio en el año 2010, además de brillantes actuaciones en las Copas Mundiales de Béisbol de los años 2009 y 2011. Fue objeto de suspensión de la selección nacional de Cuba por la mayor parte de las últimas dos temporadas al intentar desertar la isla.

Su compatriota, el prospecto Yasiel Puig, firmó un contrato con los Dodgers por siete años y $42 millones el verano pasado, e hizo su debut en las Mayores el lunes pasado en Los Ángeles, yéndose de 4-2 con una asistencia en el outfield en su primer encuentro. Conectó par de cuadrangulares y remolcó un total de cinco carreras en su siguiente desafío, para luego batear de 4-0 en el tercer partido del cual formó parte, celebrado este miércoles.

Los peloteros cubanos de al menos 23 años de edad y que hayan jugado al menos durante tres zafras en una liga profesional en su país (como es el caso de González y Puig), no están sujetos a los nuevos lineamientos que regulan las contrataciones internacionales dentro del recién suscrito Contrato Colectivo de las Grandes Ligas,